La comunidad judía de Palermo

Sermons from 2017

Vaiejí – 5778

Reconciliación y sanación Génesis 47:28-50:26 Muchos judíos se sorprenden al saber que una oración para el lecho del enfermo, conocida como el Vidui, es parte de la tradición judía. Esta oración pide a Dios por la curación; sin embargo, se reconoce la posibilidad de que la muerte puede estar cerca. La oración también pide perdón por transgresiones o malas acciones del pasado.…

Vaigash – 5778

Seraj bat Asher estaba entusiasmada, se salía de si por contarle a su abuelo. Sus tíos le pidieron que sea justamente ella quien hablara con Iaakov, quien le transmitiera la buena noticia: ¡Iosef está vivo y gobierna Egipto! Ellos le dijeron que tenían miedo que su padre no sobreviviera el shock, y que seguramente ella con su dulzura, su sabiduría y  su…

Miketz – 5778

Soñadores, Intérpretes y Realizadores Cada mañana, al colocarnos los Tefilin, atendemos tres puntos neurálgicos de nuestro cuerpo humano. Comenzamos ubicando la Tefilá Shel Iad en el brazo y la orientamos de cara al corazón. Luego, colocamos la segunda Tefiláalrededor de nuestra cabeza y, por último, enrollamos la primera en nuestra mano. Cuando analizamos la historia de Iosef, vemos cómo su vida siguió ese mismo trayecto. La Parashá pasada,…

Vaiesheb – 5778

Un destello en la oscuridad Por Rab. Gustavo Surazski, Kehillat Netzach Israel – Ashkelon Estando en prisión, Iosef comienza a ejercitar su formidable don para interpretar los sueños. Dos de sus compañeros de celda habían soñado. El jefe de las bebidas y el jefe de la panadería del faraón, estaban presos junto a Iosef y descubrieron allí su fantástica habilidad. Cuando el próximo Shabat…

Vaishlaj – 5778

Pragmatismo Rab. Gustavo Surazski Una de las instituciones centrales en la sinagoga desde los tiempos de Ezra y hasta los tiempos de JaZaL era el meturgueman, quien se ubicaba junto al lector de la Torá y traducía uno por uno los versículos bíblicos. El arameo fue por varios siglos el idioma dominante en el Medio Oriente, y la Tierra de Israel no fue…

Parashat Vaietzé – 5778

“La delicada percepción” Por Rab. Yosef Kleiner “Los ojos de Lea eran delicados” (Gen. 29:17). Así caracteriza la Torá, en la sección Vaietzé, a Leá, nuestra matriarca. El adjetivo “delicado” puede referirse a dos cosas (tanto en hebreo como en castellano): débiles, o bien refinados. Hay exégetas que explican que los ojos de Leá se habían debilitado por mucho llorar, pues pensaba que,…

Toldot – 5778

“Y le dijo D’s: hay dos pueblos en tu vientre y de tu interior saldrán dos naciones que se separarán…” (Bereshit 25:23) El nacimiento de estos mellizos diametralmente opuestos entre sí, representa mucho más que el nacimiento de dos personas: marca el nacimiento de dos maneras de confrontarse con la vida: por medio de la fuerza y la violencia o por medio…

Jaiei Sará – 5778

Cosecha tardía La ancianidad suele estar relacionada con el miedo a la muerte. Cuanto más tiempo hemos transcurrido en este mundo, suponemos que cronológicamente más cerca de la muerte estamos. ¿Pero acaso podríamos aseverar que la vejez es la consecuencia de haber vivido? ¿Disfrutamos lo suficiente? ¿Reímos, jugamos, saltamos, corrimos, amamos, besamos, dimos más vida, soñamos…? Sabemos que el límite físico es…

Vaierá – 5778

‘Y vio Sara el hijo de Hagar, la egipcia, que ella le había dado a Abraham, que se burlaba; dijo, entonces, a Abraham: ‘Echa a esta esclava y a su hijo, pues su hijo no habrá de heredar junto con mi hijo, con Itzjak’ (Bereshit 21).
Abraham, algo dolido es cierto, acata la orden de su mujer (Alguien dijo alguna vez que este fue el primer ‘Sí, querida’ de la historia).
Y Hagar partió con Ishamel con una mínima provisión de agua al implacable desierto de Beer Shevá. A los pocos días, la sed pudo más que ellos. Y cuando Hagar pensaba que su hijo Ishmael estaba por morir, Di-s abrió sus ojos y Hagar avistó un pozo de agua con el cual pudo calmar su sed.

Lej Lejá – 5778

“Vete de tu tierra, de tu patria y de la casa de tu padre a la tierra que Yo te mostraré” (Bereshit 12:1).

Abram y Sarai emprenden el camino que los llevará de la comodidad de su tierra natal a la Tierra de Israel. Es tanto un viaje físico como una búsqueda interna, de índole espiritual: lej lejá, literalmente: “vete para ti”, “ve hacia ti”, significa también ve hacia tu alma.