Shabat Pará

Por Nora J. Kors de Sapoznicoff

Nuestros Sabios establecieron en el mes de Adar, antes de Purim, hasta llegar a Pesaj, cuatro shabatot especiales en los que se leen, además de la parashá correspondiente al Shabat, una porción de la Torá diferente como Maftir.

Los cuatro Shabatot son: Shabat Shekalim, Shabat Zajor Shabat Pará y Shabat haJodesh.

Esto nos da la oportunidad de ir preparándonos espiritualmente para las celebraciones de Purim y de Pesaj.

En estos shabatot, después del maftir especial, en lugar de leer la haftará correspondiente a la parashá semanal, se lee una haftará diferente, relacionada con el ese maftir.

Shabat Pará, siempre es posterior a Purim, tres semanas antes de Pesaj y la semana anterior a Shabat haJodesh.

La sección de la Torá que se lee como maftir es Bamidvar – Números 19:1-22 (parte de parashat Jukat) y habla sobre el sacrificio de la Pará adumá (la vaca roja), de ahí su nombre, cuyas cenizas se utilizaban para la purificación.

El texto leído trata, también, sobre las leyes de purificación que eran necesarias para aquellas personas que estuvieron en contacto con un cuerpo muerto. Este era un requisito necesario para poder entrar al Beit haMikdash y ofrecer el Korban Pesaj (cordero ofrecido como sacrificio en Pesaj), pero también una norma básica de higiene, que preservó a nuestro pueblo de enfermedades y la diseminación de plagas.

Hoy en día no utilizamos la vaca roja –Pará adumá– para purificarnos, pero no estamos exentos de revisar nuestros actos, evaluar la necesidad de elevarnos espiritualmente y buscar el medio de “purificarnos” con las herramientas que nos ofrece nuestra tradición.

Esta es la propuesta de este Shabat. La idea y la enseñanza siguen vigentes.

Shabat Shalom!