Kristallnacht: La noche de los cristales rotos

Por Sabrina Rujinsky y Miriam Kapitulnik.

La noche de los Cristales Rotos fue una serie de pogromos y ataques combinados ocurridos en la Alemania Nazi (Comprendiendo Austria también) durante la noche del 9 al 10 de noviembre de 1938 y llevado a cabo por las tropas de asalto de las SA conjuntamente con la población civil, mientras las autoridades alemandas observaban sin intervenir.
Los pogromos fueron ordenados por el canciller del Reich, Adolf Hitler. Estos fueron dirigidos contra los ciudadanos judíos y sus propiedades, así como también la destrucción de las Sinagogas de todo el país. Los ataques dejaron las calles cubiertas de vidrios rotos pertenecientes a las vidrieras de las tiendas y a las ventanas de los edificios de propiedad judía.
Al menos 91 ciudadanos judíos fueron asesinados durante los ataques y otros 30.000 fueron detenidos y posteriormente deportados en masa a los campos de concentración de Sachsenhausen, Buchenwald y Dachau.
Las casas de la población judía, así como sus hospitales y sus escuelas, fueron saqueadas y destruidas por los atacantes demoliéndolas con mazos. Más de 1000 templos fueron quemados – 95 solo en Viena – y más de 7000 tiendas de propiedad de judíos fueron destruidas o seriamente dañadas.
La Kristallnacht fue seguida por una persistente persecución política y económica a la población judía, y es considerada por los historiadores como parte de la política racial en la Alemania Nazi y el paso previo del inicio de la Solución final y la Shoá.
Como es habitual en Talmud Torá nuestros futuros Bnei Mitzvá participaron de una actividad relacionada con el tema.
La misma estaba dividida en 3 partes…
Junto a la Morá Cami vieron un emotivo video a partir del cual conversaron sobre la Shoá y la historia previa…
Luego trabajaron con Lei sobre testimonios de sobrevivientes de Kristallnacht, pudiendo expresar sus sentimientos y emociones.
Para finalizar junto a Samy y Kary reconstruyeron esa trágica noche y la convirtieron en un futuro de acciones positivas, de construcción, amistad, amor, comprensión y justicia.
Gracias a esto terminaron la actividad con una sensación menos amarga y pensando en un futuro mejor, un futuro de paz y más justo.